Ir al contenido principal

“Cómo ser un gran escritor”

“Cómo ser un gran escritor”

Tienes que cogerte a muchas mujeres bellas mujeres, y escribir algunos poemas de amor decentes y no te preocupes por la edad y los nuevos talentos. Sólo toma más cerveza, más y más cerveza. 
 Ve al hipódromo por lo menos una vez a la semana y gana si es posible. 
 Aprender a ganar es difícil, cualquier pendejo puede ser un buen perdedor. 
 y no olvides tu Brahms, tu Bach y tu cerveza. No hagas demasiado ejercicio. Duerme hasta el mediodía. 
 Evita las tarjetas de crédito o pagar cualquier cosa a tiempo. Acuérdate de que no hay un pedazo de culo en este mundo que valga más de 50 dólares (en 1977). 
 Y si tienes capacidad de amar ámate a ti mismo primero pero siempre sé consciente de la posibilidad de la total derrota, ya sea por buenas o malas razones. 
 Un sabor temprano de la muerte no es necesariamente una mala cosa. 
 Aléjate de las Iglesias y los bares y los museos y como las arañas, sé paciente, el tiempo es la cruz de todos. Más el exilio la derrota la traición toda esa basura. 
 Quédate con la cerveza,la cerveza es continua sangre. Una amante continua. Consigue una buena máquina de escribir y mientras los pasos van y vienen más allá de tu ventana dale duro a esa cosa, dale duro. 
 Haz de eso una pelea de peso pesado. Haz como el toro en la primer embestida. Y recuerda a los perros viejos, que pelearon tan bien: Hemingway, Celine, Dostoyevski, Hamsun. Si crees que no se volvieron locos en habitaciones minúsculas como te está pasando a ti ahora, sin mujeres sin comida sin esperanza… entonces no estás listo. Toma más cerveza. 
 Hay tiempo. y si no hay, 
eso también está bien.
Charles Bukowski



Comentarios

Entradas populares de este blog

cuestionamientos

Me gustaría saber que piensan o como hacen las personas para manejarse con total indiferencia ante diferentes situaciones. Mantenerse al margen de miles de cuestiones que nos afectan a todos los individuos por igual. No quiero vivir en la queja constante de todo lo que me molesta, pero hay cosas que son básicas... lo que es injusto es injusto para todos.  El otro día pensaba ¿cuánto vale la vida humana? día a día  me hago esa serie de cuestionamientos que no se si son muy felices, productivos o contribuyen de algo. Vivimos en una sociedad donde hacer daño al otro es totalmente valido, donde reina el prejuicio y la intolerancia... y sincerándome me pongo intolerante. La competencia, la ambición, el ego destruyen todo vinculo sano entre los humanos, ¿joder al otro te hace mejor? ¿Y cuándo te joden a vos, no te duele? ojo por ojo diente por diente... esa es la ley primera de nuestra sucia sociedad. Alguien me dijo, tu problema es que sos demasiado buena… y no sé si eso es tan así, todos tene…

Para que?

¿Para qué?
¿Para qué preguntar como estas? ¿Cómo te sentís? ¿Qué puedo hacer por vos? Si vos misma no te haces esas preguntas, no sabes como estas, como te sentís y no haces nada por vos. Para que, si del otro lado vas recibís respuestas secas, sin ganas y con desgano como si le estuvieras preguntando si mato a alguien, si cometió un pecado original o la pregunta más incomoda del mundo.
De que te sirve preocuparte si el otro comió,  está limpio, como le fue si del otro lado la indiferencia es atroz. De que te sirve planificar una salida, una charla, mirar una película o solamente estar en silencio si seguramente tiene planes más interesantes en los cuales no estás incluida.
 Vas gastando tus horas, tus días, tu vida de tras de algo que nunca será y estás perdiendo tiempo no ocupándote de algo que si es… que sos vos, porque te volviste a creer toda esa mierda que vive en tu cabeza… que no vales nada, que solo sos una cosa y solo servís para coger (bue a veces sentís que no servís ni p…

Aceptacion

Hay veces que caminamos por lugares extraños en nuestros sentimientos, y nos metemos en una caverna tan oscura que nuestra luz nos proyecta imágenes que nos terminan dando miedo.
Hay veces que subimos tan tan alto sin darnos cuenta que nadie nos seguía y cuando nos damos cuenta solo escuchamos el eco de nuestra voz. 
Entre la oscuridad y el eco, nos aturdimos de nosotros mismos y comenzamos a encerrarnos creyendo esas imágenes que se proyectan. 
Hay veces nos llenamos de basura, nos aislamos del mundo, nos creemos que no somos importantes porque damos el poder de hacernos sentir bien o mal a otras personas. Olvidándonos que nosotros somos lo más importante que tenemos en esta vida, que es nuestra y solo depende de nosotros. 


Aceptar todo eso que nos incomoda y no nos está permitiendo avanzar, es la mejor forma de despejar toda esa película tenebrosa que aparece en la cabeza, que solo vos la ves y que solo vos sabes que es lo que te hace sentir... porque se repiten secuencias de tu vida qu…